Si alguna vez haz dicho: no puedo ¡este artículo es para ti! 

Muchas mujeres creen no ser capaces de realizar lo que quieren. De hacer lo que les haga feliz. Jorge Bucay psicodramaturgo y terapeuta gestáltico, en uno de sus escritos "El Elefante Encadenado" cuenta una historia. Cuando él era niño fue a un circo y vió a un animal majestuoso, grande y fuerte: un elefante. Estaba atado con solo una estaca de madera enterrada en el piso y una cadena. Le resultó confuso, ya que siendo un animal tan grande con solo halar podría ser libre. 

Al preguntar a los adultos no encontró una respuesta que lo convenciera. Hace algunos años se encontró con alguien que dió con una respuesta coherente "el elefante del circo no escapa porque ha estado atado a esta estaca desde que era muy, muy pequeño". Cuando el animal era más pequeño la estaca era un reto muy grande para él . Intentó escapar muchas veces y no lo logró, hasta llegar un día se rindió y se conformó con su destino. Ya al crecer el elefante no lo intento más, porque asumió que no lo lograría.

Este psicólogo llega a la conclusión de que todos somos un poco como el elefante del circo: atados a cientos de estacas que nos restan libertad. Vivimos pensando que «no podemos» hacer montones de cosas, simplemente porque una vez, hace tiempo, cuando éramos pequeños, lo intentamos y no lo conseguimos. Hicimos entonces lo mismo que el elefante, y grabamos en nuestra memoria este mensaje: No puedo y nunca podré.

Desde pequeñas queriendo correr y ensuciarnos como los niños, pero como somos mujeres debemos comportarnos como tal ¡ya no más! toma esa estaca y arráncala de raíz. Libérate de los prejuicios sociales. Se libre y por primera vez haz lo que te apetezca sin más. Vive según tus propios términos y pensando en ti misma.


Fotografía: Instagram.