pt-¡Los 5 mitos más comunes sobre los anticonceptivos!

Mucho se ha especulado sobre el uso de los anticonceptivos y como estos repercuten de manera sistemática en tu cuerpo, incluso un gran porcentaje de mujeres alrededor del mundo evita usarlos por miedo a posteriores complicaciones. Diferentes mitos han surgido a raíz del tema, a continuación desenmascaremos los más comunes:

La píldora engorda: este es más común y errado de la lista, las ultimas décadas los laboratorios han mejorado muchísimo las fórmulas haciéndolas cada vez más bajas en cuanto a las dosificaciones; por lo tanto es raro que aparezcan este tipo de efectos secundarios. De hecho, estudios recientes afirman que las mujeres que utilizan aseguran que producen el efecto contrario, ya que controlan mejor los ataques de ansiedad propios de los días menstruales. Así como también es falso que provoca crecimiento del vello en rostro y extremidades.

El DIU es abortivo: este método consiste en un pequeño dispositivo que se introduce en el útero para obstaculizar el recorrido de los espermatozoides, es seguro muy eficaz, pero como tal NO genera aborto, puesto que no permite la fecundación, además este tiene un tiempo de duración estandarizado y tiene que ser retirado por expertos.

Si tomas anticonceptivos orales por un largo tiempo producen esterilidad: los métodos anticonceptivos orales son reversibles al poco tiempo de suspenderlos, no hay nada que afirme que al dejarlos quedaras imposibilitada a tener hijos.

La pastilla es 100% eficaz: FALSO, si se ingieren en combinación con otros fármacos (ciertos antibióticos o terapias hormonales) pierden eficacia. Así que antes de combinar ambos medicamentos necesitas orientación médica.

La píldora del día después es efectiva: otro gran mito, La anticoncepción de emergencia disminuye la probabilidad de que tú te embaraces si la toma dentro de las primeras horas posteriores al encuentro. Su eficacia dependerá de qué tipo de anticonceptivo de emergencia uses y cuán pronto lo tomes luego de una relación sexual no protegida. Por lo tanto, no es recomendable usarla como método anticonceptivo recurrente.


Fotografía: Instagram.